EQUIPOS DE FILTRACION        

 

a filtración es el proceso para la retención y eliminación de las impurezas contenidas en el agua. El sistema de depuración de agua de una piscina se compone de una serie de elementos que podemos dividir en dos grandes grupos: accesorios empotrados en el vaso de la piscina, y equipo ubicado en la sala de máquinas. A continuación se describen brevemente algunos de ellos:
La electrobomba. Dentro del equipo de filtración es el corazón del sistema. Aspira el agua por diferentes vías (skimmers, sumidero, depósito regulador) y la retorna una vez filtrada a través de las boquillas de impulsión. Se compone del motor propiamente dicho, cuya potencia se mide habitualmente en C.V., y el prefiltro, que en su interior retiene los objetos de mayor tamaño, impidiendo que lleguen a la bomba y perturben su funcionamiento.

El cuadro eléctrico de control y maniobra. Se trata de un pequeño armario que contiene las protecciones eléctricas para la electrobomba, posibles transformadores para focos subacuáticos y un reloj programador con el que ajustar las horas de marcha de los equipos.

El filtro. Es el elemento primordial ya que es el encargado de retener las impurezas del agua.

Tipos de filtros

Puede ser de diferente tipos. En función de como esté fabricado econtramos filtros de: acero inoxidable, poliester laminado, poliester bobinado, PVC, etc. En función del elemento filtrante se pueden considerar los siguientes:

  • Filtros de cartuchos. Incorporan un cartucho en forma de rollo con finas láminas que son las que retienen la suciedad del agua. El principal inconveniente de estos filtros es que debemos abrirlos completamente a la hora de sustituir los cartuchos, además de lo caros que estos resultan.
  • Filtros de diatomeas. Con este filtro se consiguen los mejores resultados de limpieza. Partículas finas como las de hierro son retenidas por este sistema. Períodicamene se debe reponer el elemento filtrante (diatomeas) añadiendolo a través del skimmer de la piscina o de un dispositivo con llave y embudo diseñado al efecto. Al igual que los filtros de cartuchos también incorporan un cartucho especialmente diseñado para ellos, que se hace necesario abrir y limpiar regularmente.
  • Filtros de zeolitas. Estrictamente los filtros de zeolitas son filtros de arena de sílex que se han rellenado de este producto mineral, con el que se consigue un alto rendimiento de filtrado. Es un producto bastante nuevo pero muy interesante, ya que nos permite mejorar nuestro filtro de silex con una mejor capacidad de filtrado. No obstante los fabricantes aconsejan bajar la velocidad de filtración para obtener el mejor resultado.
  • El filtro de arena de sílex es sin duda es el sistema más reconocido y el que todo el mundo monta. Su calidad de filtrado no es muy buena, si lo comparamos con otros sistemas (diatomeas, cartuchos) pero su facilidad de uso, versatilidad y bajo coste lo hacen nada despreciable.

 

Carecterísticas y funcionamiento de los filtros de sílex

Este filtro contiene las arenas siliceas a través de las cuales circula el agua y en las que se queda retenida la suciedad. Para limpiarlos es realmente sencillo y simplemente consiste en colocar la llave en posición de contralavado para evacuar la suciedad por el desagüe. La arena de sílex se pone sólo la primera vez y no hay que andar reponiendo carga de elemento filtrante. Generalmente están construidos en poliester y fibra de vidrio y son capaces de soportar presiones de hasta 2 kg/cm2.

Nuestra empresa monta habitualmente estos filtros de la serie UVE de Astral, aunque también trabajamos con otras reconocidas marcas como Hayward.

CARACTARÍSTICAS SERIE UVE
MODELO 650
MODELO 800

VELOCIDAD DE FILTRACION

50 m3/h/m2
50 m3/h/m2
CAUDAL DE FILTRACION
15.000 l/h
24.000 l/h
PESO
32 kg
53 kg
CONEXIONES DE SALIDA
50 mm
63 mm
CARGA DE ARENA
150 kg
300 kg
PRESION MÁXIMA DE TRABAJO
2 kg/cm2
2 kg/cm2


En su interior lleva un distribuidor superior de agua y un colector inferior de recogida de agua filtrada En su exterior tiene una boca superior o tapa donde localizamos un purgador para eliminar el aire y un manómetro para controlar la presión de trabajo. También tiene dos orificios para el acoplamiento de la válvula selectora.


Las operaciones de limpieza se realizan con la válvula selectora de 6 vías (en filtros domésticos. para filtros industriales necesitamos manipular llaves de mariposa o electroválvulas). Es la que, con sus diversas posiciones, nos permitirá distribuir el agua a las distintas funciones de filtración, lavado, desagüe, etc. Para obtener más información sobre estas operaciones y la forma de ejecutarlas corectamente, consulte nuestra sección de Guías.

Ubicación del equipo:
Para que los equipos funcionen en óptimas condiciones se tiene que buscar un lugar lo más cercano posible a la piscina, bien ventilado, con un espacio suficiente (unos 2x2 m deberían ser suficientes para unas instalaciones básicas), de fácil acceso y suficientemente alejado de la vivienda para que no nos moleste el ruido que producen los motores. Además de todos estos importantes aspectos, el más fundamental de todos ellos es que la electrobomba se encuentre, mínimamente, unos 40 cm por debajo del nivel de agua de la piscina llena. Esto evita que el motor, a pesar de ser autoaspirante, sufra, trabajando mejor y alargando su período de vida. Realmente puede ser dificil cumplir todos estos requisitos. En ese caso deberemos sacrificar ciertos puntos en beneficio de otros.

La solución más habitual que se practica es enterrar los equipos en casetas con acceso a través de trampillas, con humedades, poco espacio y muy mal ventiladas. Esto deriva en una reducción de la vida de los equipos por efectos de la condensación.

Existen mejores soluciones como es crear casetas semienterradas, bajando simplemente 2 o 3 peldaños bajo nivel del suelo. También se construyen casetas prefabricadas de poliester, llamadas Compactos.

 

© Piscinas Saterga S.L.